Su gran momento futbolístico, se vería secundado por la participación en otra de las máximas competiciones futbolísticas existentes, el torneo de fútbol de 1968 de los Juegos Olímpicos de Ciudad de México. En cuanto a las competiciones domésticas resaltó notablemente durante la década la poca eficacia mostrada por ambos en la competición más antigua de España —la Copa del Rey—. Se expone una tabla comparativa del palmarés total de competiciones oficiales, nacionales e internacionales, ganadas por ambos clubes. Beni Tabak, autor de una tripleta. En la siguiente edición de Irán no conseguirían revalidar el título de una competición que aumentó en uno el número total de participantes. Estos no fallarían, y tras vencer por 5-3 tres días después, arrebatarían el título a los judíos, que verían como su jugador Nahum Stelmach se convertía en el máximo goleador del torneo con cuatro tantos. En el mundial fueron eliminados en primera fase, pero tuvieron una destacada actuación consiguiendo dos empates, donde Mordejai Spiegler se convirtió en el primer jugador israelí en anotar un gol en una Copa Mundial.

Alfonso Albéniz: jugó con el F. C. Barcelona en la temporada 1901-02, para pasar al equipo madrileño al final del citado año siendo el primer traspaso de un jugador entre ambos clubes. España, con Villalonga al mando, llegaba al torneo mundialista con un combinado que no difería mucho del que venció en la final de Madrid a la URSS de Lev Yashin. A partir de ese momento se dan los pasos para el nacimiento de un combinado exclusivo de jugadores palestinos. Se retomaba así el equipo sub-15 de España, que no competía desde 2007, cuando lo hizo en el Torneo Villa de Santiago del Teide con jugadores como Iker Muniain, Koke, Marc Muniesa, camisetas de futbol Sarabia y Daniel Carvajal. Posaron con la nueva chamarra Casillas, con un diseño muy parecido al que vistió Arconada, y otros jugadores internacionales como Alvaro Arbeloa, Carlos Marchena, Xabi Alonso, Alvaro Negredo, Dani Gþiza, David Silva, David Villa y Xavi Hernández. «El diseño de la camiseta supone la unión de arte y fútbol y se inspira en las similitudes que hay entre ambos. El equipo de Israel de esos años participó en las clasificatorias para las Copas Mundiales de Fútbol de 1934 y 1938 bajo el nombre de Palestina.

Dos nuevas fases clasificatorias, esta vez bajo amparo de la OFC para los mundiales de México 1986 y de Italia 1990 negarían la segunda participación israelí en una Copa del Mundo. Pese a ello, el combinado realizó una notable actuación y finalizaría en un meritorio tercer puesto, que la situaban como la mejor selección asiática del momento. Las eliminatorias correspondientes a la Eurocopa 1996 de Inglaterra verían tres victorias de la selección, y un penúltimo puesto, siendo la mejor clasificación de los israelíes desde que forman parte de la asociación europea. Debido a que no estaba plenamente integrada en la UEFA para 1992, no se vería hasta septiembre de 1994 a la selección israelí disputando una fase de clasificación del nuevo torneo que disputaría en adelante: la Eurocopa. La camiseta selección española de fútbol con la que España disputa sus partidos de la fase clasificatoria 2016-2017 para el Mundial de Rusia es la misma con la que cayó eliminada en la Eurocopa frente a la selección italiana. Jugó un partido con la Selección Española.

En un formato de todos contra todos en un único grupo, el combinado ganó el primer enfrentamiento frente a la anfitriona selección hongkonesa por 2-3 colocándose como primera clasificada. Un combinado de equipos de El Cairo se acercó a Palestina para disputar algunos partidos frente a los equipos más competitivos de la región. Este jugó su primer partido en 1934 en la fase de clasificación para el Mundial de 1934 de Italia, cayendo derrotados por 7-1 ante la selección egipcia, en la que sería hasta la actualidad la peor derrota del combinado israelí. Curiosamente, ya en la fase final del torneo, micamiseta los hebreos llegarían hasta los cuartos de final sin vencer ningún partido. OO. de México, donde se incubaron unas buenas bases, se vería reflejada con el fruto más reseñable de su historia: la clasificación por primera vez a la fase final de una Copa Mundial de Fútbol. Pese a optar a disputar numerosas eliminatorias, solo ha conseguido clasificarse una vez a la fase final de la máxima competición futbolística de selecciones: La Copa Mundial de Fútbol. El primer partido del «tour» egipcio tuvo lugar en El Cairo, el 10 de abril del mismo año bajo una gran cobertura mediática.

Los históricos goles de los israelíes fueron marcados por Ronen Harazi, Eyal Berkovic y Reuven Atar en un partido histórico para su historia, pese a que finalizasen en el último lugar del grupo. Debido a la competitividad frente a las fuertes selecciones europeas, Israel mejoró su potencial y así protagonizó uno de sus mejores y el posiblemente más impactante partido de su historia. La participación llegaba en un momento en el que la selección contaba con los que a la postre resultarían algunos de los mejores futbolistas de la historia de Israel. El siguiente encuentro de la nueva selección israelí sería el 30 de julio de 1949 frente a la selección chipriota. Dicho encuentro que finalizó con victoria israelí por 3-1 no es considerado oficial por la Asociación de Fútbol de Chipre (Κυπριακή Ομοσπονδία Ποδοσφαίρου) ya que fue disputado antes de la independencia del país chipriota. La selección española consiguió la victoria en el Estadio Soccer City de la ciudad de Johannesburgo, Sudáfrica frente a Holanda.